Blog home/People/Tres Décadas de Proteger los Bosques en la Península de Yucatán
Search the GFW Blog
8633714889_9d1e07070f_k
Posted on April 9, 2020
Languages Read in english
Subscribe to the
GFW newsletter

Tres Décadas de Proteger los Bosques en la Península de Yucatán

Posted on April 9, 2020
Languages Read in english
Subscribe to the
GFW newsletter

Pronatura Península de Yucatán A. C. es una de las organizaciones beneficiarias del Fondo de Pequeñas Donaciones de Global Forest Watch (GFW) en 2019. El Fondo de Pequeñas Donaciones proporciona asistencia financiera y técnica a organizaciones que trabajan en los trópicos para que lleven a la acción la información del monitoreo de los bosques con la ayuda de GFW. En marzo de 2020, Pronatura Península de Yucatán A. C. celebró su aniversario número treinta.

La Selva Maya se extiende a través de 35 millones de hectáreas a lo largo de México, Guatemala y Belice. Esta superficie constituye el bosque lluvioso tropical más grande de México y la segunda selva de este tipo en América Latina, después del Amazonas. La mayoría de la porción mexicana de la Selva Maya está dentro de la Península de Yucatán, el corazón de la antigua civilización maya. La región está delineada con miles de importantes sitios arqueológicos y bosques albergan algunas de las especies endémicas más icónicas, como el loro yucateco, así como el sumidero de carbono más importante de la región.

Sin embargo, la Selva Maya de México está perdiendo más de 80.000 hectáreas de cubierta arbórea al año, en gran parte como consecuencia de la ganadería, la expansión de los pastizales, la agricultura comercial y a pequeña escala y los incendios forestales. Los proyectos de modernización de la zona, como el Tren Maya, platean desafíos adicionales para la protección de este ecosistema. Afortunadamente, algunas organizaciones como Pronatura Península de Yucatán A.C. están a la vanguardia en la protección de la Selva Maya y usan sus conexiones con las comunidades y los gobiernos locales para que los datos sobre el monitoreo de los bosques lleguen a buenas manos.

deforestacion en Yucatán Pérdida de la cubierta arbórea (rosa) en la Península de Yucatán 2001-2018.

La actividad humana amenaza las reservas esenciales de la biosfera

Entre 2001 y 2018, los tres estados que integran la Selva Maya— Quintana Roo, Campeche y Yucatán— perdieron aproximadamente 1,5 millones de hectáreas de cubierta arbórea. El trabajo de Pronatura se centra en prevenir pérdidas adicionales mediante la defensa de las tres reservas de la biosfera dentro de la Península: la Reserva de la Biosfera Calakmul, la Reserva de la Biosfera Ría Lagartos y el Área de Conservación El Zapotal, propiedad privada de Pronatura y gestionado por la organización.

En marzo, Pronatura cumplió 30 años trabajando en la región. Después de acumular abundantes datos sobre biodiversidad a través de su labor, creó un centro de información sobre conservación para albergar y analizar los datos. Pronatura usa esta gran cantidad de información para apoyar sus diversos programas sobre gestión de los incendios forestales, ecoturismo, desarrollo rural y la creación del Área de Conservación El Zapotal.

La organización, beneficiaria del Fondo de Pequeñas Donaciones en 2016 y de nuevo en 2019, incorporó las alertas de deforestación GLAD y los datos sobre biodiversidad disponibles en GFW a una plataforma online denominada Observatorio de la Selva Maya. Esta plataforma está diseñada para trazar un mapa de las condiciones de las selvas en la Península de Yucatán y proporcionar información actualizada en casi tiempo real sobre la pérdida de cubierta arbórea e incendios.

“Uno de los propósitos del Observatorio de la Selva Maya es medir los cambios en la deforestación. Lo que sabemos ahora es que estamos perdiendo [selvas en el estado de Yucatán] sobre todo como consecuencia de las prácticas de ganadería y agricultura. Alrededor del 11% se debe a los incendios”, dijo Efraim Acosta, coordinador técnico de Pronatura.

Gracias al Observatorio de la Selva Maya, Pronatura puede mostrar un panorama simplificado, aunque dinámico, de los cambios medioambientales en la Península —un instrumento útil tanto para los gobiernos como para las comunidades locales cuando intentan tomar decisiones sobre el uso de la tierra y la conservación. Teniendo en cuenta el gran porcentaje de pérdidas como consecuencia de los incendios, las alertas diarias sobre incendios son un aspecto crucial de la plataforma. La agricultura itinerante y la quema para la ganadería son habituales en la Península, pero los vientos y la acumulación de vegetación seca pueden hacer fácilmente que las quemas controladas se conviertan en incendios forestales incontrolados. El Observatorio de la Selva Maya ha permitido que los funcionarios locales respondan rápidamente a los incendios y minimicen la pérdida de bosques.

Las comunidades son esenciales para la labor de protección de los bosques

Pronatura hace hincapié en la colaboración con las comunidades locales de la Península, especialmente los ejidos —tierras de propiedad comunal que pertenecen a las comunidades locales y están gestionadas por ellas— que colindan con reservas de la biosfera. Pronatura ha capacitado a miembros de los ejidos en el uso del Observatorio de la Selva Maya para que entiendan las dinámicas del cambio en la tierra y respondan a las amenazas para los bosques, como los incendios.

“Las personas con las que trabajamos tienen mucha experiencia de campo… simplemente, no tienen las herramientas o la oportunidad, o no tienen una voz, de modo que eso es algo con lo que puede ayudar este proyecto”, dijo Acosta. El empleo de datos geoespaciales y herramientas de monitoreo ha proporcionado a las comunidades un mecanismo para coordinar sus respuestas en toda la región.

Pronatura también ha colaborado estrechamente con funcionarios federales, estatales y locales, lo que le ha permitido seguir avanzando en el fortalecimiento de la protección de los bosques. “Actuamos como intermediarios entre las comunidades y los gobiernos estatales”, dijo Acosta.

Incendios YucatánPronatura asiste a las comunidades en la coordinación de la respuesta a los incendios. Foto por Pronatura Península de Yucatán A.C.

Una de las colaboraciones más exitosas que ha facilitado Pronatura ha sido la coordinación de brigadas de bomberos en los tres estados de la Península.

“Hemos estado capacitando a brigadas de lucha contra incendios en tareas de prevención de futuros riesgos de incendios mediante el uso de las alertas de deforestación GLAD y las alertas de incendios VIIRS”, dijo Acosta. Las brigadas han estado monitoreando alertas de incendios, realizando patrullas y sofocando quemas incontroladas cuando ha sido necesario.

El futuro de la Península de Yucatán

Aunque se han cosechado éxitos durante los últimos 30 años, el futuro sigue presentando desafíos.

“Se avecinan amenazas importantes para la Península, no solo desarrollos urbanísticos, sino también cambios de políticas. Los proyectos de infraestructura cambiarán el paisaje en los próximos cinco años”, dijo Acosta. Y eso sin mencionar los impactos del cambio climático que ya se están sintiendo en toda la Península: “La estación seca es más seca y la estación húmeda es más húmeda”.

Acosta señaló que, a pesar de esta situación, Pronatura continuará avanzando con sus proyectos, aprovechando sus estrechas relaciones con las comunidades y  funcionarios gubernamentales, y sus conocimientos y datos sobre la Península.

“La Secretaría de Agricultura está ayudando a buscar la manera de que estas cuestiones sean más importantes para las políticas”, dijo Acosta.

En última instancia, Pronatura no pierde el optimismo.

“Tenemos la esperanza de infundir una conciencia medioambiental a las políticas de desarrollo, de manera que el progreso pueda hacerse mejor en el futuro”, dijo Acosta. “Hacer más con menos, que es el tipo de eslogan del gobierno actual, y ver dónde podemos ayudar”.


FOTO: Ruinas mayas en Calakmul. Foto de Dinesh Rao/Flickr.

Latest articles

Indigenous community in Peru tests out the Forest Watcher Mobile App

Forest Watcher Improves Offline Functions for Frontline Forest Defenders

Forest Watcher is designed to serve forest monitors at work in the field. New updates to the app make that easier than ever.

Ampa3

Introducing Global Forest Watch’s 2020 Small Grants Fund Recipients

This year’s SGF recipients will bring GFW tools and data to more people who can take action against deforestation.

Deforestation event in Kinniya Sri Lanka, detected by Forest Watcher

Satellite Data Helps Sri Lankan Forest Officers Patrol During Pandemic, at a Safe Distance

Covid-19 gave illegal loggers an opportunity to encroach on protected forests in Sri Lanka. Forest Watcher is helping keep them at bay.

fetching comments...